No hay productos en el carrito.

Rigidez muscular después del ACV: causas y tratamientos para la espasticidad en ACV

espasticidad en ACV

La rigidez muscular después del ACV suele ser un signo de espasticidad.

La espasticidad es muy común, ya que 2 de cada 3 sobrevivientes de ACV tienen algún tipo de espasticidad y rigidez muscular, según la Asociación Nacional de Accidentes Cerebrovasculares.

Está a punto de aprender más sobre la causa de la rigidez muscular después del ACV junto con varias opciones de tratamiento para ayudar a relajar los músculos afectados.

Empecemos.

Causa de la rigidez muscular después de un ACV

Normalmente sus músculos y cerebro están en comunicación constante. Sus músculos le dicen al cerebro cuánta tensión tienen y su cerebro les dice a sus músculos cómo y cuándo moverse.

Cuando un ACV daña las neuronas motoras en el cerebro, afecta la capacidad del cerebro para decirle a sus músculos cómo y cuándo moverse.

Como resultado, sus músculos intentan protegerse tensándose. Esto produce rigidez muscular después del ACV, conocida formalmente como espasticidad.

Si la espasticidad no se trata, puede empeorar en músculos y articulaciones extremadamente apretados, una condición llamada contracturas.

Lo ideal es evitar las contracturas en primer lugar. Afortunadamente, incluso si ya ha progresado a contracturas, hay esperanza de recuperación.

Tratamiento para la espasticidad en ACV

Estos son algunos de los mejores tratamientos para la espasticidad después del ACV:

1. Ejercicio de fisioterapia

ejercicio para tratar espasticidad en ACV

La mejor manera de relajar los músculos y revertir la espasticidad es reconectando la mente con el músculo.

Esto es posible a través del fenómeno de la neuroplasticidad, el mecanismo que utiliza su cerebro para reconectarse y formar nuevas vías neurales.

Cuando el ACV daña la parte del cerebro que controla sus músculos ahora afectados, muchas de estas vías se destruyeron y la neuroplasticidad puede ayudarlo a repararlas.

Una excelente manera de activar la neuroplasticidad es con la alta repetición de ejercicios para el tratamiento de la espasticidad. Cuantas más repeticiones practique, más estimulación tendrá el cerebro para trabajar. ¡El ejercicio es curativo para el cerebro!

Ver todos los ejercicios de tratamiento de espasticidad »

2. Ejercicio pasivo

Si tiene problemas de parálisis posterior al ACV, es posible que le resulte difícil hacer ejercicios de fisioterapia. ¡Aún así, no se rinda! Ya que puede hacer ejercicios pasivos ayudando a los músculos afectados a través del movimiento. Use su lado no afectado o la ayuda de un cuidador o terapeuta.

Aunque no lo está haciendo por usted mismo, el ejercicio pasivo aún ayuda a activar la neuroplasticidad y a reconectar el cerebro. Con suficiente repetición, puede recuperar algo de movimiento.

Vea cómo funciona el ejercicio pasivo »

3. Ejercicio de rango de movimiento

Como mínimo, intente mover, de manera segura, los músculos afectados a través de su rango de movimiento varias veces al día. El estiramiento es importante para evitar que la espasticidad empeore, junto con la prevención de otras complicaciones posteriores al ACV, como las úlceras de decúbito (si está postrado en cama).

Ver todos los ejercicios de RDM para pacientes con ACV »

4. Estimulación eléctrica

estimulación eléctrica para espasticidad en ACV

Otra excelente manera de aliviar la rigidez muscular después del ACV es aplicar estimulación eléctrica. Esto ayuda a estimular el cerebro y a generar la neuroplasticidad.

Se ha demostrado que la combinación de la estimulación eléctrica con ejercicios de fisioterapia crea mejores resultados que los ejercicios de fisioterapia por sí solos.

Hable con su terapeuta para ver si le va bien y sepa dónde colocar los electrodos. No use estimulación eléctrica si tiene un marcapasos.

Obtenga más información sobre la estimulación eléctrica para la recuperación del ACV»

5. Botox

Si lucha con la rigidez muscular o contracturas severas, entonces puede tener dificultades para hacer ejercicio porque sus músculos estarán demasiado rígidos.

Para ayudar a relajar las cosas, hable con su terapeuta sobre las inyecciones de Botox. El Botox es un bloqueo nervioso que ayuda a aliviar temporalmente la espasticidad.

Aunque los efectos del Botox desaparecerán después de 3-6 meses, puede utilizar esta “ventana de oportunidad” para realizar algunos ejercicios de tratamiento de espasticidad, con los cuales abordará el problema de raíz y conducirá a una mejora a largo plazo.

Obtenga más información sobre Botox para la recuperación del ACV »

6. Medicación

La espasticidad también se puede tratar con medicamentos como el baclofeno. Este medicamento puede tomarse por vía oral o puede implantarse quirúrgicamente una bomba que libera un suministro continuo. Hable con su médico para ver si le queda bien.

Los efectos secundarios de estos medicamentos pueden ser graves, por lo tanto, evalúe cuidadosamente sus opciones. Podría ser beneficioso probar primero la fisioterapia y la estimulación eléctrica porque son menos invasivas y tienen poco o ningún efecto secundario.

Obtenga más información sobre medicamentos para la espasticidad »

7. Férulas y ortesis

ferulas para espasticidad en ACV

Si padece de manos apretadas/contraídas después del ACV o de pie caído (espasticidad en manos y/o pies), entonces puede beneficiarse de férulas para las manos o de ortesis para pie y tobillo.

Hable con su terapeuta para obtener recomendaciones sobre equipos de adaptación que puedan ayudarlo.

El equipo adaptativo no soluciona el problema de raíz, pero aumenta su seguridad para evitar que se caiga o se lastime. También ayuda a prevenir las contracturas.

Asegúrese de participar también en ejercicios de tratamiento de espasticidad para abordar el problema de raíz y estará en el camino hacia la recuperación.

Ver tipos de guantes para pacientes con accidente cerebrovascular »

8. Acupuntura

La acupuntura es un tratamiento para la espasticidad que tiene cierta evidencia clínica detrás de su efectividad.

En particular, cuando combina ejercicios de fisioterapia con acupuntura, ayuda a mejorar la espasticidad más que el ejercicio solo, al igual que la estimulación eléctrica.

De hecho, algunos acupunturistas pueden aplicar estimulación eléctrica a las agujas utilizadas durante el tratamiento, por lo que las modalidades tienen algunos puntos en común.

Al igual que la estimulación eléctrica, la acupuntura tiene pocos o ningún efecto secundario adverso. Vale la pena intentarlo si puede permitírselo.

Obtenga más información sobre la acupuntura para la recuperación del ACV »

Comprender la rigidez muscular después de un ACV

La rigidez muscular después del ACV es un signo de espasticidad, que afecta a 2 de cada 3 sobrevivientes de ACV.

Los métodos de tratamiento varían mucho. El ejercicio de fisioterapia se destaca porque aborda el problema de raíz: reparar la conexión cerebro-músculo.

Puede complementar su tratamiento de espasticidad con otras modalidades como la acupuntura o la estimulación eléctrica para mejorar más rápido, siempre que continúe con sus ejercicios de tratamiento de espasticidad. ¡Buena suerte!

Continúe: descargue nuestro libro electrónico sobre ejercicios de recuperación de accidentes cerebrovasculares de forma gratuita

¡Obtenga 15 páginas de ejercicios de accidente cerebrovascular gratis registrándose a continuación!

Artículos más populares:

Herramienta de recuperación: